21/5/08

Review: Mario Kart Wii


A golpe de concha


Sería una concha roja la que impactara contra Nintendo y hiciése que la presentación de este juego en el pasado E3 fuera algo lamentable. Y era justo lo último que necesitaba, pues era el único juego con potencial seguro para este 2008. Al final, ha tenido la compañía de unos cuantos más, pero no le han impedido ser el rey del juego online, y llegar a todo tipo de público, gracias en parte, al Wii Wheel.









Info:
Título: Mario Kart Wii
Género: Carreras
Desarrollador: Nintendo
Editor: Nintendo
Plataforma: Wii.
Wi-Fi:
Nº Jug: 1-4 ( 12 online )
Idioma: Textos en castellano.
Precio: 50e.
Otras características: 60hz, 480p, incluye Wii Wheel.


Un pesado pasado

Ser el nuevo Mario Kart de sobremesa era una tarea difícil. Después de la descafeinada, para muchos, entrega de GameCube no se podía evitar cierta sensación de miedo a lo que podría volver a salir. Y más responsabilidad tenía siendo el segundo Mario Kart con online, pues a pesar que en el de DS era su principal baza, los tramposos o chetos arruinaron para muchos la experiencia. Además, salía para una consola masiva, y ser un éxito significa gustar a todos, tanto a jugadores que llevan jugando desde el original de Super NES hasta el que lo toca por primera vez. Y aprovechando el idóneo control que supone el mando de Wii para este tipo de juegos, Nintendo (que últimamente se ha aficionado más todavía a lanzar periféricos) ha aprovechado y ha incorporado el Wii Wheel, una simple carcasa de plástico en forma de volante que mejora la sensación de juego, igual que el WiiZapper.

En este Mario Kart Wii, aquellos reacios a los cambios en la saga, como sucedió en Mario Kart Double Dash, tienen más motivo de queja, pues además de raros vehículos ( y algo cutres) como el carro Bebé, se añaden las motos, pero también vuelven los karts clásicos. Por tanto, en este aspecto satisfacen a todo el mundo. Algunos nuevos personajes, como Estela o Boo, nuevos circuitos (15), objetos la seta que gigantiza o Bill Bala) y la posibilidad de hacer piruetas y conseguir miniturbo por ello, son las escasas novedades, pues aunque es verdad que está bien como está, da una cierta sensación de deja vú, de que la única evolución de la saga es incluir más de todo.

Y quizá en lo que más en el diseño. Reutilizar vehículos o “remakearlos”, o añadir algunos nuevos algo insulsos. Igual que en los circuitos: los hay que son una gozada correr por ellos, los hay que parecen simples prototipos, o versiones algo diferentes de antiguos. Y hablando de antiguos, un gran acierto ha sido precisamente ése: incluir los 15 circuitos restantes como una selección de los mejores de todas las entregas. Los de GameCube se mantienen igual, excepto la inclusión de rampas para poder hacer piruetas. Los demás, ya sean de NES o incluso de DS, están ligeramente adaptados, pero manteniendo el estilo. Es decir, los de NES está nen 3D, pero descaradamente con fondos planos y pixelados, toda una evocación a lo retro, que es sublime.





Otro de los puntos negativos, es la apenas evolución gráfica. Sí, los circuitos nuevos son mucho más grandes que los de GameCube, pero el colorismo propio y los efectos de luz actuales disimulan los pocos polígonos y pobres texturas. No se pide un salto cualitativo como de N64 a GameCube, pero a pesar de la escasa potencia de Wii (comparada con otras consolas de nueva generación, claro) podría ser mucho mejor en ése aspecto. Como mínimo, va totalmente fluido. Sin embargo, en duración sí que gaga puntos el juego, pues únicamente el modo un jugador ya es de por sí largo, con sus tres categorías y 6 copas por cada una, más las contrareloj, carreras normales o duelos de batalla que quieras realizar. Súmale, el proceso de adaptación al nuevo control (si juegas con él, claro), y a las motos. Más el,multijugador habitual y el más completo de Wii modo online. Continua yendo por códigos de amigo y no hay headset? Sí, pero aún así no deja de ser una eminencia en este aspecto en Wii. Jugar en Mundial o Continental, sabiendo de dónde son los jugadores contra quién corres, unirte a un amigo si está jugando y jugar con él, o crear una sala sólo para tus amigos y poder comunicarte
( entonces sí) con ellos mediante chat escrito ( pero con mensajes predeterminados, aunque personalizables). Rankings online, dónde poder retar a tus amigos, a los diez mejores, o a los fantasmas de Nintendo en contrareloj. Y claro está, los concursos variados que van saliendo periódicamente. Y por suerte, con el canal externo dedicado a Mario Kart, puedes consultar el online sin tener que iniciar el juego, aunque para hechar una partidilla sí debes hacerlo, claro.

En cuanto al control, es similar al visto ya en Excite Truck: movemos el wiimote hacia los lados ( en posición horizontal) y para los saltos, lo inclinamos hacia arriba rápidamente.Las demás acciones como correr, derrapar o usar objetos, apretando el correspondiente botón, y ésa es la única similitud de todos los controles. Para que no haya disgustos, Nintendo ha optado por ofrecer le máximo de controles posibles: si quieres innovar, usas el wiimote. Si optas por el clásico, puedes hacer el combo wiimote + nuchaku, moviéndote con la cruceta de éste. O usar el mando clásico o de pad de GameCube. Personalmente, a no ser que seas muy conservador en este aspecto, la opción del wiimote es la más ideal, pues responde perfectamente y de forma muy intuitiva, que es mejor. Aunque e cierto que requiere un tiempo para pillarle en tranquillo. Para mejorar la sensación de conducción (a pesar de ser un arcade), puedes usar el Wii Wheel, que al igual que el Wii Zapper, no es más que un soporte para eso, mejorar la sensación. Un cacho de plástico que no se paga (en teoría).



Destripando:
+
- Divertido, adictivo, desafiante.
- Muy completo, y el genial modo online alarga muchísimo la vida del juego.
- El abanico de controles y lo bien implementados.
- La selección de circuitos retro.
- La implementación de las motos.

-
- Técnicamente, muy poca evolución.
- Exceso de efectos de luz y demás.
- Algunos circuitos nuevos y vehículos, de relleno cutre.
- Que todavía estemos sin comunicación por voz en el online, y que el chat se limíte a las partidas con amigos.




Formando la parrilla de salida

Mario Kart vuelve por enésima vez. Y como es costumbre, no pierde ésa diversión natural. Y además, incluye mejoras como el flipante control del wiimote y el juego online más completo. Y aunque resulte muy bueno el juego en conjunto, no deja de quedar un regusto a que podría haber sido bastante más.

8’5/10













1 comentarios:

Kaito Kid dijo...

¿ Has sido muuy duro no? Vamos, que a mi me ha encantado le juego, y desde el de N64 no me gustaba tanto un Mario Kart. Aunque para gustos, los colores :D