16/6/08

Impresiones: Devil May Cry 4 y Penny Arcade Adventures: Episode One


Demonios y cómics, acción desenfrenada y rol por turnos, un personaje chulesco y molón y otros irónicos y mordaces. Impresiones de las demos para compatibles de Devil May Cry 4 y Penny Arcade Adventures Episode One.



Devil May Cry 4



Aunque desde febrero se puede disfrutar de su versión para consolas, será dentro de un mes cuando salga para PC el juego con el prota más sexy de Capcom. Decir que han aprendido de sus errores, y si en el pasado nos comimos versiones patéticas de Onimusha 3, Resident Evil 4 o Lost Planet, Devil May Cry 4 es una de las mejores optimizaciones a compatibles, más incluso que Call of Duty 4. Con un PC medio-bajo es posible jugarlo sin demasiados problemas, y con un nivel más que aceptable. Eso sí, a cuanta más potencia y resolución, mejor se ve, con lo cúla no es un juego con gráficos de chiste. La demo es la misma que en consolas: un modo dónde tenemos 10 minutos para ir avanzando en la historia ( aunque no profundiza nada en ella, pero sí es una buena muestra de los elementos que conforman el juego: matar, y usar los poderes para avnzar y matar más ), y el otro dónde nos enfrentamos a un jefe final, Berial. Aunque se pueda usar pad de 360, controlarlo con teclado nos es demasiado complicado, y los errores del juego son los habituales de las otras versiones: problemas como la cámara ( es lo que tienen los planos fijos), el movimiento mecánico de Nero. Por lo demás, tanto el diseño de escenarios, ocmo enemgios, como la chulería del personaje, como la banda sonora rockera genial, hacen de DMC 4 no un juego perfecto, pero sí muy bueno en su estilo del beat 'em up. Ojalá este DMC4 sirva de referente para que las demás versiones de PC de los futuros juegos de Capcom, que son casi la mayoría.





Penny Arcade Adventures: Episode One, On the Rain Slick Precipice of Darkness
Vivir del cómic. Es para muchos casi una utopía ( como vivir yo del blog, ja). Pero los creadores de Penny Arcade así lo hacen, y además, diez años después de crear su mundo en viñetas, sale el primer videojuego basado en ello. El primero de posiblemente varios, según su aceptación virtual, pues el juego se distribuye vía Steam, Xbox Live Arcade y demás canales de distribución digital. El juego nos traslada a los años '20, en Nueva Arcadia, con un Fruit Fucker gigante (un robot metálico con pene de metal ) que arrasa la ciudad, y la casa de el protagonista ( tú) también. Primero caracterizas a tu personaje, bastante limitado, y después te embarcas en sus combates RPG, pues la demo se limita a presentar los personajes ( tú y los dos investigadores que son del cómic) y a los combates, yendo por escenarios limitados, cogiendo objetos como tiritas y demás de buzones o cubos de basura, y lucyhando contra grupos de mini Fruit Fuckers. Los combates son por turnos dinámicos, es decir, que en cuanto puedas atacar, atacas y punto. Además que tienes la opción de bloqueo, apretando espacio cuando te van a golpear y si lo consigues con éxito, contraatacar. A parte de los combates, dónde al aumentar de nivel puedes hacer magias ( o mejor dicho, un mega golpe de rastrillo, tu arma) o llamar a personajes de ayuda, como un gato vago. Una vez con el grupo, los comabtes resultan caóticos, pues tienes que controlar tú todos, y este tipo de combates no dejan mucho lugar a la calma, aunque tampoco es que sea un RPG muy profundo la verdad. En definitiva, este primer episodio no está mal, es un RPG muy arcade, pero el humor de los diálogos y las cinemáticas ( a lo cómic claro) están bastabnte bien. Si estuviera traducido al castellano, su versión final sería una opción a recomendar para juego de veranito sencillo y divertido.