8/8/08

Impresiones: American McGee Grimm y Wall-E


Cuentos infantiles: los clásicos de los hermanos Grimm y los actuales, como Wall-E. Claro que los primeros, algo adaptados a las mentes perversas. Impresiones del primer episodio de American McGee's Grimm y de la demo de Wall-E.




American McGee's Grimm: A boy learns what fear is

American McGee, a pesar de no ser un personaje reconocido en esto de los videojuegos, consigue tener su nombre en los títulos que desarrolla y ahora produce. Pocos pueden presumir de ello. Sid Meier y Brian Reynolds son de los pocos que ahora recuerdo que lo hacen. Pero la verdad, es que ése reconocimiento está en parte reconocido: la mayoría de sus juegos suelen tener un humor negro y aspecto chocante, como Alice o Bad Day L.A. Grimm sigue la estela del primero, coger un cuento infantil ( en éste caso, las historias de los hermanos Grimm, y el primer capítulo en el cuento de Juan Sin Miedo) y darle un toque a lo Tim Burton, tenebroso, gótico.

La mecánica es simple: un escenario el cuál tienes que corromper. Al principio sólo puedes cambiar pequeñas cosas, como el suelo o flores pero a medida que vayas corrompiendo, tu poder malvado aumenta ( el medidor del miedo marca a qué nivel estás) y cuando superas uno de los rangos, cada vez aumenta más tu poder malvado, haciendóte con árboles, personas o incluso edificios enteros. A parte de engrosr el medidor, el otro único objetivo que hay es dar culetazos en los lugares indicados para poder avanzar. Y ya está. Esta simpleza se agradece cuando juegas pror primera vez, pero a medida que juegas, se convierte en increíblemente rutinario, repetitivo y deja de ser divertido.

La mayor atractivo del juego viene por la socarronería de los diálogos de los vídeos ( mostrado como un teatrillo de muñecos ) y por la gracia de volverlo todo malvado y macabro. Su estética es graciosa, pero hasta aquí lo bueno. ¿ Merece la pena probarlo? Pues sí, es divertido a corto plazo. ¿ Merece la pena comprarlo? No, es un juego para probar su primer episodio ( gratis desde aquí ) y ya haber visto todo el juego.










Wall-E

Los juegos de películas infantiles nunca suelen ser buenos. Mejor dicho, los juegos basados en películas nunca suelen ser buenos. Con esto ya puedes imaginarte la impresión de Wall-E. Las dos misiones de la demo son contrareloj, desconzoco si el juego completo será igual pero así lo parece. La primera, e una carrera por unas ruinas en destrucción, cogiendo algunos objetos por el camino saltando en el momento adecuado e incluos tiene caminos secundarios.

La segunda es otra persecución en la que los saltos y combinar las (pocas) habilidades del robot esencial. Gráficamente, es una horrendidad, sobretodo en las texturas mal disimuladas. Jugablemente, al menos el segundo nivel, es bastante frustrante. No me considero un jugador bueno, quizás sea ésa la razón, pero es bastante complicado pasartélo sin haber muerto decenas de veces, y se supone que es un juego destinado al público infantil. En pocas palabras,m una basura, y comparado con éste Kung Fu Panda es una joya.